http://www.badosa.com
Publicado en Badosa.com
Portada Biblioteca Relatos cortos Ficciones instantáneas

Ana Karenina

Carlos Almira Picazo
Tamaño de texto más pequeñoTamaño de texto normalTamaño de texto más grande Añadir a mi biblioteca epub mobi Permalink

Cierta o no, la anécdota ilustra algo más que un rasgo del carácter del conde León Tolstoi. Según Nabokov, siendo éste ya un anciano, un día encontró un libro en su gabinete; lo abrió y, al punto, quedó atrapado por la historia. Tal vez (la suposición es mía) se le hizo de noche y sumergido en la lectura, llegó a olvidarse del conde León Tolstoi. Los suyos se olvidaron a su vez de él, al igual que el parque que se vería desde su ventana, con el porche y el pacífico ringlero de álamos. Tal vez haría una de esas noches de verano en que, si uno mira al cielo, imagina fácilmente que navega por alta mar; o nevaría como después de la muerte o antes de todo tiempo. Poco después de amanecer un reloj daría una hora, se oiría el golpe de una puerta, y el anciano despertó con Ana Karenina en el regazo, el entumecido dedo índice aún entre las páginas.

Tabla de información relacionada
Copyright ©Carlos Almira Picazo, 2010
Por el mismo autor RSS
Fecha de publicaciónMayo 2011
Colección RSSFicciones instantáneas
Permalinkhttp://badosa.com/n356
Cómo ilustrar esta obra

Además de opinar sobre esta obra, también puede incorporar una fotografía (o más de una) a esta página en tres sencillos pasos:

  1. Busque una fotografía relacionada con este texto en Flickr y allí agregue la siguiente etiqueta: (etiqueta de máquina)

    Para poder asociar etiquetas a fotografías es preciso que sea miembro de Flickr (no se preocupe, el servicio básico es gratuito).

    Le recomendamos que elija fotografías tomadas por usted o del Patrimonio público. En el caso de otras fotografías, es posible que sean precisos privilegios especiales para poder etiquetarlas. Por favor, si la fotografía no es suya ni pertenece al Patrimonio público, pida permiso al autor o compruebe que la licencia autoriza este uso.

  2. Una vez haya etiquetado en Flickr la fotografía de su elección, compruebe que la nueva etiqueta está públicamente disponible (puede tardar unos minutos) presionando el siguiente enlace hasta que aparezca su fotografía: mostrar fotografías ...

  3. Una vez se muestre su fotografía, ya puede incorporarla a esta página:

Aunque en Badosa.com no aparece la identidad de las personas que han incorporado fotografías, la ilustración de obras no es anónima (las etiquetas están asociadas al usuario de Flickr que las agregó). Badosa.com se reserva el derecho de eliminar aquellas fotografías que considere inapropiadas. Si detecta una fotografía que no ilustra adecuadamente la obra o cuya licencia no permite este uso, hágasnoslo saber.

Si (por ejemplo, probando el servicio) ha añadido una fotografía que en realidad no está relacionada con esta obra, puede eliminarla borrando en Flickr la etiqueta que añadió (paso 1). Verifique que esa eliminación ya es pública (paso 2) y luego pulse el botón del paso 3 para actualizar esta página.

Badosa.com muestra un máximo de 10 fotografías por obra.

Badosa.com Concepción, diseño y desarrollo: Xavier Badosa (1995–2013)